El Gobierno envía proyecto de ley al Congreso para impulsar la industria automotriz

Desde la cartera de Desarrollo Productivo aseguraron a BAE Negocios que la iniciativa se girará en forma inminente. Esperan un rápido tratamiento en las comisiones legislativas, por estímulos en IVA y Ganancias.

Luego de ajustar numerosos detalles, y luego de que la iniciativa fuera anunciada  formalmente en marzo por el presidente Alberto Fernández y los ministros de Economía, Martín Guzmán, y de Desarrollo Productivo, Matías Kulfas, fuentes de la cartera productiva informaron que el envío al Congreso se producirá «de un momento a otro». Según la información oficial, el objetivo principal del proyecto es el fortalecimiento de la cadena de valor de la industria automotriz, la generación de puestos de trabajo, el desarrollo de nuevos modelos y “el fomento de una mejor inserción internacional que fortalezca el perfil exportador de la cadena y una mayor integración de autopartes locales”.

La propuesta, que deberá ser debatida en el Congreso, crea un régimen de fomento a nuevas inversiones del sector automotriz (para toda cadena de producción, desde vehículos a autopartes), que tendrá beneficios impositivos. El proyecto de inversión debe cumplir con un monto mínimo y debe mantener un determinado contenido nacional durante los cinco años posteriores a la fecha de puesta en marcha del proyecto.

Beneficios

Las inversiones en bienes de capital nuevos, incluyendo obras de infraestructura destinadas a la actividad industrial podrán gozar de:

  • Saldo de libre disponibilidad de los créditos generados por el Impuesto al Valor Agregado (IVA) de las inversiones para aplicar contra impuestos nacionales.
  • Amortización acelerada en el Impuesto a las Ganancias para los bienes muebles y para obras de infraestructura.
  • Derecho de exportación del 0% a los bienes producidos al amparo de los proyectos aprobados en el marco de este régimen.

Además, el proyecto crea el “Instituto de la Movilidad”, un ente de derecho público no estatal que tendrá por objeto fomentar la coordinación entre los diferentes eslabones de la cadena de valor, el Estado Nacional, los trabajadores y las instituciones de apoyo científico y tecnológico.

Fuentes de las automotrices nucleadas en la Asociación de Fábricas de Automotores (ADEFA) destacaron que esta industria «es una de las principales ramas del sector manufacturero local: genera cerca de 130.000 empleos privados formales, representa alrededor del 7% del PBI industrial y exporta por casi USD4.500 millones».

“El sector automotriz a nivel local ha enfrentado dificultades durante los últimos años, tanto por factores locales (crisis macroeconómica) como externos (reducción de las ventas a Brasil). En los últimos meses, ha mostrado claras señales de recuperación y niveles de producción que superan los de prepandemia», expresaron. En la misma dirección, desde las terminales apuntaron que esta industria requiere de permanentes inversiones de gran escala para mantener su nivel de competitividad, dado los constantes avances en materia de tecnología y diseño a nivel global.

Las automotrices están concentradas en ampliar mercados externos -en trabajo conjunto con Desarrollo Productivo y Cancillería- y Centroamérica así como Africa representan dos regionales nodales para mejorar las ventas.

Fuente: BAE Negocios