[mie 19/7/17] En casi todo el mundo, el precio de los combustibles acompaña al del petróleo, por significar este el 80% de sus costos. Por tal motivo, en esas latitudes, los combustibles ahora están baratos y antes, cuando el precio del barril promediaba los US$ 80, eran caros.

Lamentablemente esa lógica no fue de aplicación en nuestro exótico país, debido a la intervención arbitraria y las manías aislacionistas de los gobiernos kirchneristas que establecieron precios “políticos” al petróleo local, dando origen al denominado “barril criollo” so pretexto de “proteger el bolsillo de los argentinos” primero y a la “industria petrolera” después, aunque finalmente perjudicaran a ambos. (Clarín)