En la misma sintonía que las terminales automotrices, el Grupo Proa -fabricantes de autopartes nacionales- visitará México en julio, donde avanzará en las negociaciones con importadores y distribuidores de la cámara Aridra, con la que ya firmaron un acuerdo de cooperación el año pasado.Existe un fuerte interés azteca en la compra de piezas locales que, por ejemplo, México no puede adquirir a los Estados Unidos. El convenio entre Grupo Proa y Aridra establece en forma conjunta el intercambio de información y misiones comerciales, afirmó el vicepresidente primero de Grupo Proa, Julio Cordero. México es un atractivo mercado de 120 millones de habitantes, y la misión de autopartistas organizada por Proa (que será encabezada por el presidente de la entidad, Sergio Klaut) incluye un cóctel el 9 de Julio en la embajada argentina en México, junto a los principales diez importadores de México asociados en Aridra.

BAE